Compartir

Con sede en Ensenada, Baja California, las cerveceras artesanales Baja Brewing y Agua Mala no quieren perderse los beneficios que un dólar caro les genera en sus ventas.Por este motivo, están próximas a expandir en 60% y 10 veces su capacidad de producción actual, respectivamente, con vistas a elevar sus envíos a EU.

Cifras de la Secretaría de Economía revelan que en 2016 los ingresos por exportación de cerveza, negocio en manos principalmente de Grupo Modelo y Heineken México, alcanzaron los 2 mil 810 millones de dólares, lo que representó un aumento de 11 por ciento respecto al 2015 y la tasa de crecimiento más alta en 10 años.

Además, los envíos de México al extranjero alcanzaron los 3 mil 220 millones de litros de la bebida, 13 por ciento más que en 2015 y casi el doble del volumen exportado en el 2009.

INFORMADOR

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here