Compartir

Los centros comerciales se han convertido en sitios donde los mexicanos van más a comer que a comprar, lo que llevó a los desarrolladores a triplicar el área de consumo de alimentos y bebidas en la última década.

En promedio la superficie de los malls para el área de comida pasó de mil metros cuadrados (m2 ) en 2006 a 3 mil m2 al cierre de 2016, según la firma de corretaje Cushman & Wakefield. Un ejemplo es el Área Bruta Rentable (ABR) de comida de los dos próximos desarrollos de Fibra Shop: Sentura en Tlalnepantla, Estado de México, y Puerta La Victoria, en Querétaro, que sumarán en conjunto 32 mil 446 m2 , equivalete a a más de tres canchas de futbol.

Los dos malls tendrán una ABR total de 57 mil 240 y 86 mil 967 m2, respectivamente, y en cada uno de ellos, la superficie enfocada a comida equivale a 22%, afirmó Édgar Rodríguez, director de operación de Fibra Shop, fideicomiso especializado en centros comerciales.

La expansión de estos espacios obedece a que siete de cada 10 mexicanos tienen gusto por comprar comida dentro de los centros comerciales, proporción superior al promedio global que se ubica en 50%, según el más reciente estudio de tendencias de Nielsen. Otro formato que también se ve beneficiado son los cines dentro de los malls, haciéndolos puntos atractivos para quienes visitan estos desarrollos.

INFORMADOR

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here